Otro amanecer tibio y cenizo saludaba entre dientes. La mañana alargada, el cielo gris repleto de gotas de lluvia que se deslizaban dolientes por el parabrisas, una grieta de sol callado en el horizonte quería traernos buenas noticias. Sarkozy desmonta a Zapatero: le planta dos besos y un abrazo a la puerta del Elíseo. Ha vuelto a llover. La bolsa vuelve a bajar y el tandem oro-petróleo sube otra vez. Hay quien dice que ZP “vive en otro mundo”. A eso del medíodía el sol brilla lejano y escueto, un hombre delgado y correoso caminaba despacio por la acera de Palominos, su sombra tendida a su lado, le acompañaba como un perro hambriento. Blair ficha por la banca JPMorgan a millón de dólares anuales. Ha vuelto a llover. Los árboles afligidos han perdido sus hojas y las luces de colores.